El trabajo digital – trabajar en cualquier momento, en cualquier lugar – el impacto sobre los trabajadores, sus familias y la sociedad

El Movimiento de Trabajadores Cristianos Europeos (EBCA/ECWM/MTCE) se dio cita del 18 al 20 de octubre de 2018 en Birmingham (Reino Unido) con el objetivo de discutir sobre la influencia de las tecnologías digitales en las personas. En este sentido, se analizó tanto la dimensión del trabajo como la vida familiar. El título del seminario organizado con el apoyo de EZA y de la Unión Europea fue “El trabajo digital – trabajar en cualquier momento, en cualquier lugar – el impacto sobre los trabajadores, sus familias y la sociedad”.

Se realizaron las siguientes conclusiones:

La digitalización tiene dimensiones negativas y positivas. El desafío consiste en configurar estos desarrollos. Para ello hay que preguntarse cómo se enfrentan los trabajadores de forma privada y sobre todo en el trabajo a los cambios resultantes, y cómo se puede garantizar de forma integral la protección de la dignidad de las personas. Los desarrollos tecnológicos también deben servir para las personas y no al revés. Para nosotros el ser humano es sagrado ya que está creado a imagen de Dios. Esta perspectiva optimista se ve ensombrecida por los miedos importantes y por las intensas oligarquías mediáticas existentes. Al mismo tiempo, la digitalización también supone una sobrecarga para las personas cuando desaparecen las fronteras entre el trabajo y el ocio, se puede controlar cualquier acto y declaración, todo el entorno digital siempre está presente en la mesa, y no se pueden entender los contextos y procesos tecnológicos. Un aspecto especialmente relevante para los trabajadores que no se tiene muy en cuenta en la discusión desde el punto de vista de los trabajadores, es el lado ecológico de la digitalización. Además de los procesos de transformación digital, también se debe abordar la transformación ecológica. La cuestión del crecimiento se debe vincular a la dignidad humana y a la ecología que nos garantiza a todos la subsistencia.

Los trabajadores cristianos quieren enfrentarse de forma activa y con confianza a los desafíos derivados de la digitalización. Para ello emplean diferentes planteamientos metódicos para comprender y agrupar a la población trabajadora. Además, pretenden reforzar la colaboración con los sindicatos, los políticos y el resto de la sociedad civil, e introducir y resaltar los valores cristianos en las discusiones. Debido a la complejidad del tema, la formación parece un valor clave para la configuración del proceso. Por ello, los participantes abordarán entre otros la reflexión de la comisión social de la COMECE sobre el tema “Configurar el futuro del trabajo” y la enriquecerán con más experiencias. Para ello, el grupo de coordinación que acompaña al proyecto realizará los primeros trabajos en su encuentro de seguimiento. En el marco del 100º aniversario de la OIT, se debería realizar una aportación y aprovechar las oportunidades de interconexión.

Las medidas que se han comentado aquí representan los primeros elementos de la configuración activa de una sociedad digna para las personas en un mundo digitalizado, que muestran que se están abordando los desafíos. El camino que se ha iniciado aquí se continuará en el marco del seminario EBCA de 2019.

 

Programa de formación de EZA de 2019

Campaña “Trabajos saludables. Alerta frente a sustancias peligrosas”

Jornada alemana para comités de empresa 2019 en Bonn, Alemania