Seminario inicial de 2018: prioridades del diálogo social europeo

La situación de los jóvenes trabajadores y trabajadoras en el mercado laboral – entre milenials y ninis – fue uno de los puntos principales del seminario inicial de EZA que se celebró los días 22 y 23 de noviembre de 2018 en Bucarest / Rumanía, en colaboración con EUROFEDOP (Europese Federatie van het Overheidspersoneel), organizado con el apoyo financiero de la Unión Europea. Alrededor de 100 representantes de las organizaciones de los trabajadores de 26 países europeos se reunieron para debatir sobre los temas centrales del programa de formación de EZA 2019.

El diálogo social en Europa

Jörg Tagger, jefe de la unidad Diálogo Social de la Dirección General Empleo, Asuntos Sociales e Inclusión de la Comisión Europea presentó la valoración del trabajo de EZA como socio de la Comisión Europea. El intercambio entre las organizaciones de trabajadores y las instituciones europeas resulta muy importante, puesto que contribuye a una mayor aceptación política. Tagger aportó una visión general de los proyectos actuales de la Comisión Europea relacionados con el diálogo social, como por ejemplo el pilar europeo de derechos sociales, la mejora de la conciliación de la familia y el trabajo o una protección social mínima para los trabajadores. En el futuro, se espera que la Autoridad Laboral Europea reúna todas estas informaciones.

 

Los jóvenes trabajadores en el mercado laboral europeo

Adriana Ciacâru del Comité de Jóvenes de la Confederación Europea de Sindicatos presentó las iniciativas de la CES para abordar la situación de los jóvenes en el mercado laboral y los grandes problemas a los que se enfrentan los jóvenes para entrar en el mercado del trabajo. Andreea Mitan, profesora de la Universidad Nacional de Ciencias Políticas y Administración Pública, Bucarest, mostró una panorámica general sobre los estudios relativos a los llamados milenials y mencionó, entre otros, sus cualidades excepcionales, como por ejemplo la creatividad, la flexibilidad, la rápida comprensión, pero también otras menos positivas como su impaciencia, su falta de estructura y una sobrevaloración de sus capacidades, que pueden provocar conflictos en el lugar de trabajo.

En el debate, se comentó principalmente la relevancia de la formación profesional. Trabajadores y trabajadoras de diferentes países europeos presentaron como problema acuciante la falta de relevo en el sector artesanal, además de los problemas para encontrar mano de obra cualificada en determinados ámbitos profesionales. Una de las razones es la brecha entre las necesidades del mercado laboral y los deseos de los jóvenes y las competencias adquiridas. En este sentido, podría resultar útil una estrategia a largo plazo por parte de los gobiernos y de las organizaciones de trabajadores. En este contexto, también se destacó que a menudo las iniciativas europeas no se plantean para un periodo de tiempo suficientemente largo. Se debe luchar urgentemente contra el cliché de que el sistema dual solo es apto para alumnos que han fracasado. Además, se debe facilitar el acceso al empleo de los jóvenes.

Marie Hermans, directora del Centre Européen du Travail (CET), nuevo miembro de EZA, presentó el fenómeno de los ninis desde su propia experiencia profesional, así como una serie de iniciativas de CET. El tema del empleo de los jóvenes, que va unido a la cuestión de su poder adquisitivo, provoca inseguridad y frustración, puesto que no pueden hacer realidad sus sueños, que parecían tener al alcance de la mano. Además, tienen la sensación de vivir en un mundo que no se preocupa por ellos, sino que les empuja a apañárselas solos. 

Entre otros temas, uno de los centrales fue la garantía juvenil, que se dirige, ante todo, a jóvenes menos cualificados. Como ejemplo adicional proveniente de la práctica se debatió el tema de los mentores voluntarios. Con esta experiencia, quedó patente que a los jóvenes les falta con frecuencia confianza en sí mismos. Además, no se trata solo de ofrecer una plaza de aprendiz, sino también una remuneración adecuada. El salario debe resultar suficiente para poder vivir. Se destacó, en este sentido, que la situación en los diferentes países de la UE no siempre es comparable. Otro punto al que se hizo alusión fue la “fuga de cerebros” que se está produciendo, sobre todo en los países de Europa Oriental.

En una mesa redonda, se recalcó que se debe transmitir a los jóvenes la sensación de pertenecer, de que se les respeta y se les orienta, pero no de forma condescendiente.

Se mencionó como uno de los grandes peligros las aspiraciones nacionales en Europa. Se expresó el temor de perder la unión. También se destacó la falta de solidaridad entre los que tienen trabajo y los que no.

El programa de formación de EZA 2019

El programa de formación de EZA 2019 estará compuesto por más de 70 seminarios. Una de las piedras angulares será el conjunto de seminarios dedicado a las estrategias de las instituciones europeas, que se verá acompañado desde el punto de vista académico por el proyecto sobre “El futuro de la Europa social: mecanismos de acción y perspectivas del pilar europeo de derechos sociales y otras políticas sociales”. Además, en 2019 se organizarán coordinaciones de proyectos sobre los temas “Empleo juvenil”, el “Futuro del trabajo: el cambio de las relaciones laborales”, así como “Salud y seguridad en el trabajo”. Otros temas que se abordarán serán “El desarrollo de capacidades”, “Los mercados de trabajo inclusivos”, “La integración de inmigrantes y refugiados en el mercado laboral”, “Trabajar y vivir en un mundo digitalizado”, así como “Contribución de las organizaciones de trabajadores a la justicia social en Europa”. Además, EZA es socio de la campaña 2018-2019 “Trabajos saludables: alerta frente a sustancias peligrosas” de la Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo (EU-OSHA) en Bilbao.

En sus palabras finales, el presidente de EZA, Bartho Pronk, deseó sabiduría, astucia y comprensión al mundo. En ese sentido, EZA puede desempeñar un papel importante a través de su labor de formación y lamentó que los responsables políticos, en ocasiones, parecen olvidar los derechos de los trabajadores. Por último deseó a todas las organizaciones de trabajadores de Europa una mayor resonancia tanto a nivel nacional como europeo. 

 

El nuevo Presidente de EZA: Luc Van den Brande

Seminario de inicio de EZA de 2018

Campaña “Trabajos saludables. Alerta frente a sustancias peligrosas”