El mundo digital del trabajo: industria 4.0

Entre el 10 y el 12 de octubre de 2018 se celebró en Milán (Italia) un seminario sobre el tema “El mundo digital del trabajo: industria 4.0”, organizado por FLC (Fondazione Luigi Clerici), con el apoyo de EZA y de la Unión Europea.

El objetivo del seminario fue analizar la digitalización del mundo laboral y resaltar en este contexto la importancia por un lado de la transición a un empleo cualificado y adaptado a las necesidades y, por otro lado, abordar las repercusiones sobre el número de trabajadores y sobre la remuneración. Para afrontar el tema de la Industria 4.0 como valor añadido para el diálogo social, los ponentes procedentes de diferentes sectores y países abordaron el tema desde el punto de vista de la formación profesional y de las empresas. Es muy importante comprender la forma en la que por ejemplo el papel pedagógico en las escuelas y universidades mejora cada vez más las experiencias con el cambio de escuela y de profesión y cómo se puede orientar la preparación de los estudiantes a las capacidades que son indispensables para la Industria 4.0. Asimismo, se remarcó la necesidad de seguir formando a trabajadores activos para incrementar las cualificaciones de nivel medio o bajo y de compensar las brechas en TI existentes en una gran parte de los trabajadores.

El Dr. Paolo Cesana (Director de la Fundación Luigi Clerici/FLC) y Piergiorgio Sciacqua (Copresidente de EZA) inauguraron el seminario. Piergiorgio Sciacqua introdujo a los participantes en el tema de forma global y el Dr. Paolo Cesana planteó cómo aborda el tema la FLC. Durante esta introducción también se plantearon las expectativas de los participantes.

La digitalización y las tecnologías desempeñan un papel importante para el progreso y para los procesos de automatización. A buen seguro pueden ser considerados como una oportunidad ya que tienen mucha repercusión en este momento histórico, aunque deben ser considerados con una atención crítica. Además, es importante recordar el papel fundamental que desempeñan las políticas de formación, de formación profesional y de empleo en este ámbito ya que son muy importantes para el desarrollo personal y la capacitación y no solo para las capacidades técnicas sino también para las capacidades sociales, creativas, emocionales y de dirección para que el ser humano pueda dominar el desarrollo tecnológico.

Estos aspectos son muy importantes sobre todo en relación con la fase juvenil en la que se trata de desarrollar las habilidades de los adolescentes para que se integren con éxito en el mundo laboral. Es necesaria una estrecha colaboración entre la escuela, la universidad, la economía y los sindicatos ya que todos estos actores desempeñan un papel importante en la formación y en el empleo de los jóvenes.

El tema “INDUSTRIA 4.0: valor añadido para el diálogo social” se abordó con presentaciones sobre diferentes ámbitos:

  • Industria 4.0: política regional en el ámbito de la formación y el empleo
  • Formación e innovación industrial
  • Análisis del escenario internacional y de las perspectivas de futuro
  • El papel de las marcas tecnológicas en los procesos de industrialización
  • Modificaciones en el mundo laboral en la era digital
  • Nuevos modelos de negocio en la economía digital

A través de una mesa redonda sobre los diferentes estados de la digitalización en el mundo laboral se ejemplificaron experiencias rumanas, portuguesas, serbias, españolas, alemanas y lituanas.

Para concluir el seminario se comentaron las siguientes cuestiones y aspectos para abordar el tema en el futuro:

-¿Sigue habiendo trabajo para todos? ¿Cómo será el trabajo del futuro? ¿Cómo podemos modificar la sociedad para que sus miembros puedan participar mejor en la configuración de estos cambios?

-La formación es muy importante en esta era de cambios. Tanto la formación básica como la formación permanente y posterior deben adaptarse a las necesidades de las personas para que estas obtengan una cualificación adecuada y que estén a la altura de la digitalización de las nuevas tecnologías.

-En el futuro se deben comunicar muchas cualificaciones nuevas. La inteligencia social será importante, la capacidad de comunicarse con los otros, de tener un pensamiento adaptativo de encontrar soluciones de forma continuada, de tener competencia intercultural, la capacidad de trabajar en entornos virtuales y de afrontar las cargas cognitivas.

-En el debate se resaltó la importancia de las experiencias profesionales y el desarrollo de capacidades técnicas y profesionales, así como de las Soft Skills (habilidades para las relaciones interpersonales). Se animó a los jóvenes que se preparan para introducirse en la vida profesional a aprovechar todas las posibilidades de adquirir experiencias en las empresas ya que dichas experiencias no solo son importantes para el desarrollo personal sino también para el trabajo futuro. También se resaltó la necesidad de poseer conocimientos de varios idiomas.

-La sociedad se encuentra actualmente en una situación compleja ya que es difícil prever el desarrollo futuro. Nos encontramos inmersos en grandes cambios que no solo cuestionan el mundo laboral sino a todo el entramado social. La economía social de mercado es un sistema que se debería basar en la integración y en el diálogo y no en la segregación y en el monólogo. Debe proporcionar bienestar para todos y no solo para algunos.

Además, la digitalización ha contribuido a una mayor competencia en un mercado global y de ámbito nacional. Esta competencia de la que nadie está libre, ejerce una gran presión sobre el sistema salarial y sobre el sistema de seguridad social. El diálogo social tiene como tarea solucionar estos problemas.

 

Programa de formación de EZA de 2019

Campaña “Trabajos saludables. Alerta frente a sustancias peligrosas”

Jornada alemana para comités de empresa 2019 en Bonn, Alemania